February 21st, 2024

Nuestros niños y las vacunas contra la COVID-19… ¿Son seguras?

En este último año de incertidumbre ha sido extraño ver que nuestra carga más preciada, y que por instinto protegeríamos primero, parece haber pasado a un segundo plano mientras los adultos intentamos, con cautela, protegernos según nos indican los médicos y expertos en salud.

La COVID-19 afectó más a las comunidades de negros, morenos y ancianos, mientras que los niños y los adultos jóvenes, en su conjunto, se encontraban entre los que experimentaron menos síntomas pero presentaban un mayor riesgo de transmitir el virus a otras personas. Según las directrices del gobierno, la primera fase de vacunación era para los ancianos y las personas con condiciones de salud de alto riesgo. Ahora, con millones de dosis disponibles, todos los adultos en Texas se pueden vacunar.

El siguiente grupo para vacunarse son los jóvenes. Actualmente se están realizando estudios clínicos preliminares para vacunar a los niños. ¿Entonces, cuándo se vacunarán a los niños? CNN proporcionó respuestas a estas preguntas frecuentes:

¿Cuándo se puede vacunar a los niños?

  • Ahora que las tres vacunas autorizadas para su uso en los EE. UU. han demostrado ser seguras en adultos, se están realizando estudios clínicos preliminares para vacunar a los niños.
  • La vacuna de Pfizer/BioNTech está autorizada para personas mayores de 16 años de edad. Los datos recientes demostraron que la vacuna es 100% efectiva y tolerada en el grupo de 12 a 15 años de edad. Salubristas dicen que es posible que los niños en ese grupo de edad puedan vacunarse para este otoño. Los datos de los estudios clínicos preliminares de vacunas para niños de hasta 5 años podrían estar disponibles para finales de este año.
  • Johnson & Johnson dijo que su vacuna, que actualmente está autorizada para adultos, podría estar disponible para los niños en septiembre.
  • La vacuna de Moderna está actualmente autorizada para personas mayores de 18 años. Moderna ha inscrito a participantes entre 12 y 17 años de edad para los estudios clínicos preliminares y planea inscribir a niños de entre 6 meses y 11 años. No está claro cuándo la vacuna de Moderna podría estar disponible para los niños.
  • Los expertos anticipan que las vacunas contra la COVID-19 no estarán disponibles para niños menores de 11 años a tiempo para el próximo año escolar. El Dr. Anthony Fauci, director del Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas, ha dicho que es posible que los niños más pequeños tengan que esperar hasta el primer trimestre de 2022.
  • El Dr. Buddy Creech, director del Programa de Investigación de Vacunas de la Universidad de Vanderbilt e investigador en los estudios clínicos preliminares pediátricos de Moderna, estima que una vacuna para la COVID-19 podría estar disponible para niños de alto riesgo de 12 años o en julio o agosto, pero probablemente no estará disponible para niños menores de 11 años hasta noviembre o diciembre.

Puede estar más tranquilo una vez esté completamente vacunado, lo que significa que han pasado al menos dos semanas desde su segunda dosis de la vacuna Moderna o Pfizer/BioNTech, o han pasado al menos dos semanas desde su dosis única de la vacuna de Johnson & Johnson.

El Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades de los EE. UU. dice que las personas completamente vacunadas pueden:

  • Reunirse en espacios interiores con personas totalmente vacunadas sin usar mascarilla.
  • Reunirse en espacios interiores con personas no vacunadas de otros hogares (por ejemplo, visitar a familiares que viven juntos) sin mascarilla, a menos que alguna de esas personas o alguien con quien viven tenga mayor riesgo de enfermarse gravemente a causa del COVID-19.
  • Si ha estado con alguien que tiene COVID-19, no necesita mantenerse alejado de las demás personas o realizarse una prueba de detección a menos que presente síntomas.
    • No obstante, si vive en un entorno grupal (como una institución correccional o de detención o un hogar grupal) y está con alguien que tiene COVID-19, deberá mantenerse alejado de las demás personas por 14 días y realizarse una prueba de detección, incluso si no presenta síntomas.

Es importante recordar que la vacunación completa no significa que puede abandonar todas las medidas de prevención. Estamos muy lejos de la inmunidad colectiva, así que, hasta entonces, continuaremos “enmascarándonos” y manteniendo una buena higiene hasta que los funcionarios de salud nos digan lo contrario.